Todas las huellas quedan marcadas en el suelo. Por mucho que se las quiera separar, se mezclaran con la tierra y el aire las extenderá hasta los lugares más remotos.

Utopía “Somos muchos”

Llegará un día donde la Rosa roja
dejará de tener pinchos,
y florecerá al sujetarla bien con el Puño.
Cambiará la sociedad
porque Podemos.
La Izquierda de cada lugar
estará Unida con sus contrarios.
El lugar donde vivimos
se compone de figuras geométricas distintas.
Unión necesaria para el Progreso,
la Democracia será la bandera de todos.
Debemos comprender que somos Ciudadanos
y todos necesarios.
Converger en la Unión,
de tantos puntos como lugares existen.
Nacionalista no sólo es ser vasco,
todos lo somos
en ese mundo que siempre fue uno
Esquerra, catalanes, andaluces, aragoneses
y de otros lugares,
así se han configurado todos los pueblos de la Tierra;
esto no debe cambiar, es una gran riqueza.
Para aquellos que no nombro,
sé que mucho es el esfuerzo para remontar el vuelo,
pero sois necesarios,
la savia nueva produce cambios.
Las gaviotas se hicieron Populares,
surcando los mares ,
de ese azul que se funde en el horizonte,
fusión óptica de la naturaleza.
Esta savia línea nos da la respuesta. El mundo no es de nadie; es de todos.
Al final triste me retiro porque la última decisión la tiene cada uno en su garganta, ni siquiera soy un obrero de la palabra. Soy uno más entre vosotros, pero aspiro que algún día no seamos parte de una partida, sino ciudadanos del mundo.

Venerable JAI
Zaragoza, 21-6-2014

Additional information